Avisar de contenido inadecuado

UNA ANTOLÓGICA CAGADA: CON AME EN SAN LORENZO DE EL ESCORIAL (17/II/12).

{
}

 TAGS:undefined(En la foto, con el Concejal Carlos Zarco y con Luis López Novelle antes de entrar en uno de los juicios motivados por la antológica cagada de los Cabanas y de su conglomerado políticoarmadoreligioso).

Ha sido la cagada más asombrosa de los últimos años dentro del falangismo. Creíamos insuperable la de macaco o la de los plazos de Garzón. Superadas con amplitud en un aspecto malo y en otro aspecto bueno. El lado malo es que ha sido infinitamente más grave que las últimas. El lado bueno es la comprobación de la veracidad –una vez más- del axioma de que todas las cagadas provienen siempre de los mismos. Que nos sirva a todos de lección. El que con niños se acuesta mojado se levanta. O algo así. Estoy hablando –como ya sabréis- del asunto de Hispanianfo y de Alternativa Municipal Española con su Concejal Carlos Zarco. Luego dirán que me gusta dar lecciones y demás cantinelas de tontospicha. Luego dirán. Pero es que tengo la constante sensación –dentro de nuestro entorno político- de que unos falangistas construyen caminos mientras otros los destruyen... de que lo que avanzan y ganan unos es desandado y perdido por otros. La clase de los listos y la clase de los tontos. Y la necesidad urgente de seguir marcando diferencias entre unos y otros.

Ocurre que en la Sierra de Madrid llevan años haciendo las cosas bien. Los falangistas serranos. Personas normales que articulan propuestas políticas normales para gente normal. Falangistas que han sabido estructurar candidaturas municipales de base amplia, y que ven culminados sus esfuerzos con pequeños –y grandes, que también los ha habido- avances cotidianos. Falangistas que llevan años haciendo pactos con otras fuerzas políticas y sociales de sus respectivos municipios –en plano de igualdad y sin complejos- y que han tenido una presencia constante en los distintos medios locales de comunicación. Falangistas que hacen la única política posible –y muy eficaz- para salir del ostracismo y de la marginación a la que estamos sometidos. Falangistas que, aunque organizados por individualidades notables, han sabido dar siempre a las bases el protagonismo que merecen. Un falangismo inteligente hecho por personas inteligentes y siempre al margen del oficialismo de nuestras organizaciones. Un falangismo que –aunque a veces haya tenido que tomar partido por una causa justa- va por libre, absolutamente ajeno a los acostumbrados lodazales. Un falangismo que avanza en medio de nuestro retroceso general, teniendo limitados éxitos y pudiendo comprobar a medio plazo la validez de sus planteamientos.

Llevamos años constatando como esta forma de vivir el nacionalsindicalismo es totalmente incompatible con el entendido -y practicado- por nuestros ámbitos más ultraderechistas. Desde mucho antes del AME –último tramo de una lucha original y antigua en San Lorenzo- el falangismo serrano ha ido adquiriendo peso específico no sólo a la hora de democratizar nuestras organizaciones, sino a la de servir de puente entre nuestros sectores más avanzados y el resto de los falangistas. Tal vez por esta razón y desde que –a mediados de la pasada década- se produjo el retorno de un falangismo organizado en los municipios de la Sierra Noroeste de Madrid, fueron muchas las enemistades cosechadas dentro de nuestro entorno político. Principalmente entre nuestros sectores más conservadores. Aquellos que nunca han visto con buenos ojos el talante o los métodos de los falangistas serranos. Que no os engañen. El problema no soy yo o maroto el de la moto. Con eso pueden engañar a algún tonto del culo que otro. El problema es nuestro modo de entender el falangismo que –cada día que pasa- resulta más incompatible con el de la carcundia y el de la naftalina. El problema -y lo sabemos todos- no es otro que el que se deriva de dejar hacer a una gente que -por regla general- no sabe hacer la "o" con un canuto. La gente que no querríamos ni como Presidentes de nuestra Comunidad de Vecinos, ni como jefes en el trabajo ni -tan siquiera- como compañeros de cañas es tolerada -sin problemas- en el seno del falangismo. Y así nos va.

Todo esto explicaría –en parte- lo que han hecho estos inútiles, aunque todavía siga sin comprenderse bien tanta incompetencia y tanta mala leche. Cantidades ingentes de una y otra, formando esa mezcla letal a la que nuestro peculiar facherío nos tiene acostumbrados. Por el Imperio hacia Dios pero ni un metro más allá.

Resulta que se invita al Concejal Carlos Zarco a la Tertulia de los Cabanas. No se sabe demasiado bien –o tal vez sí, porque son muy torpes en sus manifestaciones de mala leche- qué es lo que se pretende conseguir a través de esta invitación. La mecánica de las candidaturas serranas es –de sobra y de largo tiempo- conocida por la derecha falangista. Lo malo es que es el Concejal Carlos Zarco el que no conoce a la derecha falangista. Cree, honesta e ingenuamente, que de verdad estos tíos quieren saber lo qué es Alternativa Municipal Española y cuál es la posición de los falangistas de la Sierra de Madrid ante las Elecciones Municipales. Como si todavía no lo supieran y –desde 2.005- hubiesen estado pensando en otras cosas. Y aunque se alzaron voces serranas -en su entorno próximo- que negaban cualquier tipo de colaboración con la caverna, se decidió acudir a la tertulia. Este ha sido el único error imputable al AME en su conjunto: ir dónde no se debe. Ya lo decía un veterano Senador de Kentucky a un candidato que se presentaba a las Elecciones por primera vez... nunca te acuestes con menores de edad y, si lo hacen, que no te pillen...

Resulta que el Concejal Carlos Zarco –que cree estar no sólo entre amigos, sino también entre personas responsables- refiere unos datos políticos internos que afectan seriamente a la marcha de Alternativa Municipal Española y a sus relaciones con las demás formaciones de San Lorenzo. Se relaja –charleta entre amigos- y comenta su visión acerca de las líneas tácticas y estratégicas de la Candidatura. En un ambiente distendido, expone su propia opinión y pronuncia una serie de frases y expresiones que –sacadas del contexto propio de la reunión de los Cabanas y si fueran utilizadas por nuestros adversarios políticos- podrían ser tomadas en un sentido muy distinto al pronunciado y empleadas aviesamente en contra de nuestra agrupación municipal. Resulta que el Concejal Carlos Zarco creía estar en una pequeña y amistosa reunión y –por eso mismo- dijo cosas poco meditadas y en tono coloquial. Resulta que el Concejal Carlos Zarco creía estar en esa cátedra del falangismo serio que están vendiendo estos telepredicadores.

Pues bien. De forma increíble –o tal vez no- resulta que toda la intervención del Concejal Carlos Zarco es grabada y colgada, íntegramente y de manera fija, en la Web. El portal Hispanianfo expone -hasta la última coma, hasta la última idea y hasta la última palabra- esta intervención informal del Concejal y la ofrece al conocimiento –literalmente- de todo el mundo. Ni más ni menos. Inaudito. A quién –en su sano juicio- se le puede ocurrir una cosa así. No hay término medio... o se es un inútil o se es un malvado de opereta. A elección vuestra...

Y ocurre lo que tiene que ocurrir. Que nuestros viejos adversarios políticos –los de verdad... los que uno tiene al hacer política de verdad- no tienen más que copiar la grabación que, tan gentilmente, les regala Hispanianfo y organizan uno de los escándalos mediáticos más grandes que se recuerdan en la Sierra de Madrid. Organizan una caza y captura mediática del falangista tomando como base, exclusivamente, lo publicado por estos lumbreras en su Portal. El Partido Popular -y los medios locales que controla- ponen en la diana al Concejal Carlos Zarco, al falangismo serrano, a Alternativa Municipal Española y a todo aquel que pasa por ahí. Y todo gracias a la inteligentísima actuación de Hispanianfo que, en vez de percibir que lo que se dice en la reunión puede ser utilizado –sin demasiado esfuerzo- por nuestros enemigos en contra de nuestras candidaturas municipales pasa a ser regalárselo –en bandeja de plata- al Partido Popular de San Lorenzo. Una cagada antológica.

No termina aquí el trabajo bien hecho de estos brillantísimos cerebros del nacionalsindicalismo. Porque –una vez decididas las líneas maestras de nuestra respuesta política y judicial- una de las primeras cosas que les pido a estos nuevos cruzados es que retiren –de forma inmediata- toda referencia al AME en la Web y que borren cualquier referencia a esta Candidatura en su Portal. La razón de esta petición es sencilla, y no es otra que su segura utilización -en nuestra contra- por la gente que va a ser demandada a raíz de estos hechos. Sosteniendo y no enmendando, la Web de los Cabanas se niega a retirar nada... ¡¡¡Cómo van a hacerlo si se lo pido yo!!! El resultado de esta postura tan brillante es un manojito de noticias que, directamente impresas de Hispanianfo, nos es lanzado –casi a la cara- como prueba en contra en el primero de estos procesos.

Por suerte, hemos ganado. Hemos ganado el primero de los pleitos que estos insoportables pitagorines nos han obligado a entablar, y a pesar de ellos. Una vez más, el falangismo serrano ha sabido recomponer sus filas y dar soluciones rápidas a esta difícil situación política. A pesar de la incompetencia de estos conspiradores de sacristía, de su ignorancia, de su insanísima mala leche y de su absoluta falta de sentido táctico. Suma y sigue, hemos vuelto a dar una lección sobre lo que –con nuestros escasísimos medios y de forma inmediata- se puede hacer para reparar los desperfectos que hacen otros. Avanzando a pesar de toda esta caterva.

Y yo creo que ya está bien. Ya está bien de doble moral y de miedo. Ya está bien de mirar para otro lado y de no señalar a los culpables. Nunca ha sido tan clara la diferencia entre los distintos sectores falangistas. Profundicemos en esta diferencia. Nunca será demasiada la distancia que debemos marcar con esta banda impresentable. Anuncian ahora -a bombo y platillo- no se qué reuniones para la unidad. Cuando ellos van nosotros ya hemos vuelto. Ojalá se unan. Así podrán estar siempre localizados y así –en un momento dado y ante la próxima cagada- poder minimizar los daños. Con estos ni a por agua. No sólo por representar lo peor de nosotros mismos y de nuestro pasado, sino también por ser incapaces de trabajar dentro de la política del Siglo XXI. Existe un falangismo interesante, pero no son estos. Rechace imitaciones.

{
}
{
}

Los comentarios para este post han sido deshabilitados.