Avisar de contenido inadecuado

EL NUEVO SERVICIO DE ORIENTACIÓN FAMILIAR (OCTUBRE 2.006).

{
}

 TAGS:undefinedPublicado en el Núm. 46 (ÉPOCA II) de "La Gaceta Escurialense".

Trae el Núm. 49 de la Revista San Lorenzo -también conocida como San Lorenzo en el País de las Maravillas- una auténtica avalancha de noticias de contenido positivo, siempre relativas a la frenética actividad de nuestro Ayuntamiento, sobre todo en tiempo electoral o, más exactamente, preelectoral lluvioso. Inauguraciones, proyectos, planes, servicios, exposiciones... todo se condensa en este prodigio editorial traído a domicilio, en esta auténtica fanfarria de las bondades de una mayoría absoluta centrista e ilustrada.

No divaguemos. Os decía que, ojeando esta Revista, puede verse en la Página 10 la curiosa reseña de un nuevo servicio municipal de cita previa. Se trata del llamado nuevo servicio de orientación a la familia en momentos difíciles. Al parecer, este nuevo Servicio municipal consiste en poner a disposición de una familia -aquejada de diversos problemas- asistencia profesional cualificada de apoyo al objeto de encarar adecuadamente esta situación negativa. Se trata de un concierto entre el Ayuntamiento de San Lorenzo y la Dirección General de la Familia, suscrito para ofrecer a los Vecinos este nuevo Servicio asistencial.

Ya sabéis que La Falange es absolutamente partidaria de este tipo de prestaciones. Creemos que debe brindarse apoyo institucional a los vecinos que lo necesiten, a través de la asistencia técnica adecuada requerida para cada caso. Nada que objetar, por tanto, a este anunciado nuevo Servicio, que cuenta con todo nuestro respeto y sincero respaldo. Por contra, creemos que, en este caso, incluso se ha quedado corto...

Si hablamos de momentos difíciles para la familia en la España de 2.006, es inevitable quedarse corto. Este eufemismo (momentos difíciles) desborda toda clase de previsión asistencial y, desde ahora, propondremos a nuestro Ayuntamiento un aumento considerable de medios económicos, humanos y materiales destinados al correcto funcionamiento de este concreto Servicio. Y es que la lista de posibles momentos difíciles se ha quedado muy corta, de manera palmaria, en las previsiones de nuestros responsables municipales. En la misma Página 10 se incluye una exhaustiva lista de escenarios de conflicto que, evidentemente, no incluye una serie de problemas comunes y constantes dentro de nuestro Municipio, los cuales requerirían de una mayor dotación asistencial cualificada. En Columna Derecha -a toda página- se desmenuzan estos ejemplos de conflicto.

Siendo la citada Página 10 un exhuberante muestrario de miserias humanas y de espeluznantes vilezas del destino (del tenor de mi hija adolescente está embarazada... aún sigue mojando la cama... no he aprobado la oposición...), echamos en falta una serie de problemas no contemplados en esta auténtica lista de la compra del horror familiar. Y es que faltan algunas de las situaciones difíciles propias de nuestro Pueblo, las cuales necesitan ser tratadas por esta Unidad Municipal. Allá van unas cuantas sugerencias... mi Ayuntamiento quiere edificar miles de nuevas Viviendas en Monesterio... ¿qué puedo hacer?; siguen construyendo en Abantos... ¿tiene remedio?; el padrón: mi vecino no comunitario vive con otros veinte vecinos no comunitarios en la misma Vivienda; mi hijo vota a La Falange; no puedo pagar la hipoteca; puedo comprar drogas sin problemas... ¿con cuál me quedo?; no puedo parar de construir; sueño con una nueva mayoría absoluta del PP; mi marido cree en el proceso de paz; tengo un comercio en el centro de San Lorenzo... ¿cuánto más va a durar? y así hasta definir diez o doce problemas más de candente actualidad.

Por eso creemos que este nuevo Servicio Municipal se queda, indudablemente, corto. No ha contemplado todas las posibles situaciones de nuestro cercano entorno social de 2.006. Algunas de ellas, además, generadoras de angustia y ansiedad entre algunos de nuestros Vecinos. Sin embargo, y siempre por delante, acogemos con simpatía iniciativas como la analizada, al constituir un muy loable intento de ayuda institucional sobre personas necesitadas de ella. Pero, por favor, no sean cicateros. No restrinjan los aumentos presupuestarios que, inexorablemente, serán necesarios para ayudar a las familias en crisis antes del 2.007. Son demasiados los conflictos como para andarnos con rebajas.

{
}
{
}

Los comentarios para este post han sido deshabilitados.